Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit, sed diam nonummy nibh euismod tincidunt ut laoreet dolore magna aliquam erat volutpat. Ut wisi enim

Suscríbete a nuestra lista de correos

Recibe mensualmente el contenido más destacado de cómo la ciencia, la tecnología, el emprendimiento y la innovación pueden incidir significativamente en la reducción del daño para crear un futuro mejor.

    Para la Vicepresidenta Senior de Comunicaciones de Philip Morris International, luego de esta “gran pausa” del 2020, la resiliencia y la adaptación estarán a la orden del día y del año 2021.

    Desde las citas amorosas, pasando por el sistema educativo, la modalidad de trabajo, y terminando en las terapias psicológicas. La pandemia del COVID-19 ha transformado todas estas formas humanas de relación, imponiendo más que nunca el uso, dependencia y la necesidad de las tecnologías. Y continuará modificando la realidad en el cercano 2021.

    La Vicepresidenta Senior de Comunicaciones de Philip Morris International (PMI), Marian Salzman, en su informe anual de tendencias “Zoomsday Predictios” hace un balance de estas nuevas transformaciones: “No sé si vamos a besarnos y abrazarnos como antes”, avisa.

    Un experimento de Microsoft Japón, estudió la productividad de sus trabajadores en una semana laboral de cuatro días a principios de año, que resultó en un aumento del 40%. Crédito: @anastasiiachepinska

    “Creo que las personas van a mantener una mejor distancia, creo que la distancia física será una prioridad en espacios públicos. Creo que las personas van a tratar de aprender a comunicarse mejor con sus ojos”, asegura la especialista en comunicación y relaciones públicas, autora y coautora de 17 libros.

    Salzman es una autoridad de predicciones en materia de tecnología y cambio social. La revista Vogue la define como una pronosticadora de tendencias y fuente de referencia en las tendencias emergentes sobre la web. Y a través de Zoomsday Predictios, es quien plantea la necesidad de romper el concepto laboral tradicional, de trabajos en oficina y horarios de oficina.

    “¿Podríamos estar en la cúspide de una semana laboral de cuatro días como estándar?” se pregunta, y cuenta su propia experiencia, pues durante su cuarentena en Estados Unidos, sus jornadas laborales comenzaron entre 2:300 y 3:00 de la mañana: “funcionó para mí”.

    También puso como argumento los resultados de un experimento de Microsoft Japón, que estudió la productividad de sus trabajadores en una semana laboral de cuatro días a principios de año, que resultó en una aumento del 40%.  “Hay una urgente necesidad de flexibilidad, en una era en la que el agotamiento laboral se relaciona con una creciente crisis de salud mental”, puntualiza.

    El concepto de ‘’zoomed in (and out) hizo consciente del papel de los trabajadores esenciales, que van desde el repartidos hasta el médico. Crédito: Unsplash

    “Creo que la estabilidad humana será un asunto muy, muy importante en las corporaciones. El cómo aseguramos que estamos cuidando a las personas que trabaja con nosotros y nuestro cliente”, dice y al tiempo advierte el riesgo de exceso de trabajo. “Tenemos que ser muy empáticos con la salud mental”, enfatiza.

    El concepto de “zoomed in (and out)”, que en español sería “acercar y alejar”, fue la primera reflexión que Salzman desarrolló en su encuentro Zoomsday Predictios, que se refirió a la introspección que necesariamente vino con la pandemia, y al mismo tiempo la necesidad de echar la vista al exterior.

    “Uno de los cambios más notables de la pandemia es que ahora estamos “viendo” a otras personas de forma que rara vez lo hacíamos antes”, es decir, la gente se hizo consciente del papel de los trabajadores esenciales, que van desde el repartidos hasta el médico. “Muchos de nosotros prestamos atención, en algunos casos, por primera vez, a como esta gente estaba siendo compensada”.

    Durante la pandemia, los espacios de trabajo se modificaron a esquinas de trabajo en casa, y se mezclaron los quehaceres domésticos con la actividad laboral y escolar. La pandemia, explicó la especialista, se volvió una opción la movilidad hacia ciudades más pequeñas y menos pobladas.

    Afirma Salzman que las historias de matrimonio que iniciaron con personas conociéndose, al inicio del COVID se han transformado en las citas amorosas durante la pandemia. Crédito: Unsplash

    ¿Citas amorosas? Si, también han cambiado

    En materia de citas amorosas, Marian Salzman asegura que esta nueva normalidad ha transformado las citas amorosas. “Lo que hemos visto y es lo un fenómeno global es que las personas están usando plataformas como Tinder, citas virtuales. Ves que personas que tiene cuatro, cinco, seis citas virtuales antes de quedar con alguien”.

    Salzman asegura que si bien las relaciones inician con citas en línea, una vez se conocen, pisan el acelerador y se mudan rápidamente juntos. “Ves más y más historias de matrimonio que iniciaron con personas conociéndose, al inicio del COVID, en línea”.

    “Creo que esto creará una diferencia del tipo ‘reduce la velocidad a acelera la relación’, es decir, reducir la velocidad y conocerse mejor a través de medios electrónicos y una vez se conocen cara a cara, las relaciones marchan más rápido”.