Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit, sed diam nonummy nibh euismod tincidunt ut laoreet dolore magna aliquam erat volutpat. Ut wisi enim

Suscríbete a nuestra lista de correos

Recibe mensualmente el contenido más destacado de cómo la ciencia, la tecnología, el emprendimiento y la innovación pueden incidir significativamente en la reducción del daño para crear un futuro mejor.

    En una novedosa y educativa alianza de ONG con empresa privada, MUDE y PMDO anunciaron los resultados del programa para la gestión integral de residuos sólidos y propiciar un cambio en la conducta ciudadana respecto a la descontaminación del ambiente en Villa Francisca.

    Pie de foto: El proyecto ‘’Yo Cuido Mi Barrio’’ por la organización MUDE y Philip Morris Dominicana, es una iniciativa que promueve la gestión de residuos sólidos y basura en el sector de Villa Francisca en Santo Domingo.

    En ese marco, el proyecto contribuyó al manejo adecuado de los residuos sólidos y basura de este sector, mediante la ejecución de acciones estratégicas de sensibilización, promoción y limpieza del barrio, con la participación comunitaria y distribución de materiales educativos y útiles de limpieza.

    Para mantener la sostenibilidad del proyecto una vez finalice en abril, implementado por MUDE desde enero 2020 con la asistencia técnica y financiera de PMDO, se lograron alianzas con instituciones afines al manejo de basura como son el Ayuntamiento, Ministerio de Educación, escuelas, juntas de vecinos, organizaciones sociales y familias del sector.

    Entre las acciones, se diseñó y puso en marcha una campaña educativa basada en 10 mensajes para promover prácticas seguras en el manejo de los residuos sólidos. Dicha campaña unió símbolos culturales de Villa Francisca, tales como el parque Enriquillo, casas emblemáticas y murales de pintores del sector, con la preservación de un ambiente libre de basura y desperdicios. Bajo el lema “YO CUIDO MI BARRIO”, la misma incluyó también camisetas alusivas, insumos de limpieza y materiales impresos.

    Los mensajes de concientización motivaron al compromiso proactivo de la ciudadanía en el sentido de clasificar los residuos según su contenido (plásticos, orgánicos y cristal), a lavarse las manos con agua y jabón antes y después de manipular los residuos y basura, a colocar las fundas de basura en las calles máximo unas horas antes de pasar el camión recolector y otros por el mismo tenor.

    El programa cumple con el propósito de generar una cultura ciudadana positiva y proactiva frente al manejo de la basura en la comunidad, según informó la directora de MUDE, Petruska Luna. “En ese sentido, se desarrolló un plan de sensibilización dirigido a familias, líderes comunitarios y escuelas, complementado por una campaña de difusión masiva con recomendaciones para el manejo adecuado de los residuos contaminantes, concretada a través de las redes sociales”, explicó Luna.

    Pie de foto: Los participantes en las jornadas de limpieza provienen de las juntas de vecinos organizados en Villa Francisca y entre las actividades esta la recolección de colillas de cigarrillo que son un alto potencial contaminante para el medio ambiente.

    Día de limpieza

    Entre las actividades más exitosas estuvieron las seis jornadas de limpieza llevadas a cabo en los perímetros de Villa Juan durante el mes de octubre, con la participación de más de 300 vecinos organizados. El objetivo de las jornadas fue generar conciencia pública sobre el manejo integral de los desechos y motivar la creación de ambientes armónicos en el sector.

    Otra iniciativa participativa fue la instalación de un recolector de colillas con el fin de ofrecer una solución o alternativa a este desperdicio de alto potencial contaminante para el medio ambiente y demostrar los diferentes usos que se pueden hacer de esas puntas, siendo estos la producción de insecticida orgánico y la fabricación de artesanías. El colector de cigarrillos se ubicó en lugares estratégicos de Villa Francisca, como supermercados, parques, condominios y calles comerciales.

     

    Previo a la instalación de los colectores, los comunitarios recogieron las colillas en botellas plásticas que luego eran depositadas en los colectores. Se coordinó con miembros de la red comunitaria, que serán los corresponsables de dar seguimiento y continuar esta práctica en lo sucesivo.

     

    “Al fortalecer la participación de los moradores de ese sector con estas acciones y campañas educativas, mejoramos sus capacidades de liderazgo, organización, movilización y acción frente a la eliminación responsable de residuos sólidos, para mantener el seguimiento a la limpieza del barrio, en alianza con otras instituciones públicas afines y organizaciones de la comunidad interesadas en el manejo de desechos una vez concluya el programa”, puntualizó Rebeca Ramón, gerente de Comunicaciones de PMDO.

    Por último, se habilitó un canal de YouTube para difundir mensajes de protección al medio ambiente, que recibió una acogida muy positiva al involucrar a líderes de la comunidad y representantes de las juntas de vecinos que dieron su opinión sobre el proyecto, difundiendo imágenes de los lugares representativos junto a los mensajes educativos.